Espacio de crianza - Un lugar para madres reales
ECOMAMÁ

Productos ecológicos para celebrar la Navidad

Productos ecológicos para celebrar la Navidad: cómo preparar una cena sostenible

 

Será mejor no recordar el contenido de aquella lista de propositos y deseos que escribimos ilusionados al comienzo de 2020 en una servilleta de bar junto a nuestra pareja o en esa cena de amigas tan divertida o a modo de autoterapia en soledad. Seguro que muchos de nuestros planes se han volatilizado con el virus…

De las  lecciones que nos deja la pandemia, una con la que más estoy aprendiendo es que o empezamos desde ya a ser responsables con el medio ambiente o el mundo que dejaremos a nuestros hijos será un verdadero desastre. Este año quiero que la cena de Navidad sea diferente. Voy a seleccionar cuidadosamente qué habrá encima de mi mesa. No quiero plásticos, no quiero un postre de supermercado, no quiero regalos y regalos de aliexpress amontonados en el arbol… Cero excesos.

Hay que frenar ese consumismo insostenible y sin sentido. Este año, me he propuesto ir a la tiendecilla de mi barrio a comprar el turrón ecologico, contactaré con una granja de proximidad para que me recomiende una buena carne para preparar. No quiero prisas, no quiero colas interminables ni esos pitidos repetitivos de la caja del supermercado… Así que he elaborado con tiempo un listado de tiendas con un servicio sostenible para preparar mi EcoNavidad . Si tú también andas dándole vueltas y apuestas por poquito y bueno, quizá encuentres cosas interesntes en mi listado 🙂 Productos ecológicos para celebrar la Navidad.

Decoración de la mesa Navideña.

Fuera purpurina, bolas de plástico brilantes y demás decoración estridente y contaminante… Voy a optar por la decoración más natural que exite: la que ofrece un bosque. Aquí va mi idea: aprovecha un paseo otoñal para recolectar piñas, trozos de tronco y hojas secas de colores. Quedará precioso como centro de mesa y entre las copas y platos. Puedes hacer un camino de mesa navideño cortando una camisa de cuadros rojos. ¡100% reciclar!

 

Menú ecológico.

1. Si hablo de alimentación ecológica, no puedo dejar de pensar en Coco. Ese joven y valiente emprendedor que ha hecho accesible el consumo ecológico en Leganés. Antes de que las grandes superficies pusieran de moda el verde en las etiquetas, él ya llevaba años ofreciendo en su pequeña tienda pan artesano y la mejor fruta y verdura ecológica… Esta es su web comedelahuerta.com. Cada año trae un turrón artesano que es una delicia. Además, este año ha preparado Eco-regalos que puedes personalizar a tu gusto.

 

2. Mi último descubrimiento es Dehesa El Milagro. Es Una granja que tiene su origen en el deseo personal de su fundadora, Blanca Entrecanales, de cambiar la forma de interactuar con la naturaleza. El proyecto nace con la intención de trabajar la tierra y criar animales de una forma sostenible y respetuosa, siendo el fin último producir alimentos sanos y naturales. Te animo a visitar su espacio online dedicado a los platos preparados para Navidad  y para que compruebes la cantidad de productos ecológicos de gran calidad que tienen en su granja.

Regalos solidarios.

Semilla para el Cambio es una ONGD española que lleva trabajando en Varanasi, India, desde 2009 con las comunidades más desfavorecidas. Su objetivo es dotarlas de herramientas que les aporten una mayor calidad de vida y les brinden más oportunidades de futuro. Si entras en su web, encontrarás un espacio de regalos artesanales y solidarios para estas Navidades. Una amiga me ha regalado una bolsa con un estampado precioso y superresistente.

LIFESTYLE

Ideas para fotografías familiares

Ideas para fotografías familiares

Dime: ¿cuántas fotos tienes de/con tus hijos? Pero no me refiero a las que hacemos deprisa y corriendo con el móvil. Te hablo de fotografías profesionales que un día lejano, cuando tu casa esté ordenada, haya silencio y tus hijos vuelen lejos, al verlas tus ojos se llenen de lágrimas de emoción y nostalgia.

Me refiero a esas imágenes que al mirarlas te hagan recordar lo bella y joven que eras al convertirte en madre. Esas que muestran al detalle lo arrugados que estaban los piececitos de tu bebé, las que te hacen acordarte de la cara que pusieron tus padres al conocer a sus nietos. ¿Te imaginas poder regalar a tus hijos una foto que muestre el momento en el que se conocieron? Creo que eso no tiene precio. Continue Reading

ECOMAMÁ, PARTO

Una serie de fotografías de parto, premio LUX en la categoría de reportaje social

parto en casa

Al ver la impactante serie fotográfica Milena, realizada por José Ignacio Ruiz, de LifeFotografía, y galardonada el pasado miércoles con un LUX de Plata por la Asociación de Fotógrafos Profesionales de España, he pensado en la conexión que siempre tienen las madres al contar su experiencia de parto. Con diferentes formas de describirlo, todas venimos a decir lo mismo: es lo más salvaje y fascinante que sentiremos en toda nuestra vida. Continue Reading

PARTO, PSICO, TIPS DE MAMI

¿Por qué nos cuesta a las madres pedir ayuda?

Soy orgullosa… Lo sé y estoy trabajando para cambiarlo. Nunca me ha gustado pedir ayuda porque lo asocio a debilidad. Desde siempre he sabido resolver mis problemas yo solita (no sé si de forma correcta siempre) y en el embarazo no tuve ninguna duda de que podría con todo.

Sin embargo, nunca me sentí tan vulnerable como cuando nació mi hijo. Estaba debil física y mentalmente. Los primeros días en el hospital fueron difíciles porque tardé en recuperarme después de la cesárea. Además, que no fuera parto vaginal fue una derrota para mí… Ahora, desde la distancia, no entiendo porqué pensé eso.

Necesité ayuda de todos y eso me puso de muy mal humor. Además, sentía que al resto les despertaba una sensación de fragilidad. Quizá no fue así, pero yo misma me fabriqué esa idea. Un poco egocéntrica ahora que lo pienso… Continue Reading

PSICO, TIPS DE MAMI

Si te pegan, pega

Me gustaría saber quién fue el primer padre/madre que dijo eso a su pequeñín. Más que nada para «felicitarle» por lo sorprendentemente viral que se ha hecho su mensaje (de generación a generación)… Ni soy psicóloga, ni doy clases de nada, y menos de educación. Solo quiero dejar aquí mi opinión sobre esta frase como madre de dos peques que han pegado, mordido y arañado; y a los que han pegado, mordido y arañado.

 

Mi mensaje va para padres con niños muy pequeños. Entiendo que es un tema muy complejo y que cada edad requiere diferentes recomendaciones.

Seguro que te fastidia un montón llegar a la escuela infantil o la casita de niñ@s y ver que otra vez tiene una marca de un mordisco en el brazo. Yo reconozco que con Leo estuve muy tentada a decir la famosa frase. Con Noa, por el contrario, soporté avergonzada las quejas de algunos padres porque mi hija había mordido o pegado a sus hijos.

No sé con qué situación lo pasé peor, de lo que estoy segura es que me alegro de no haber dicho a ninguno de mis pequeñajos que peguen. Que no se comportaran igual, me hizo cambiar el chip y no utilizar las mismas «reglas» en esta fase de su aprendizaje.

Si te pegan, pega…

Si estás muy angustiad@ porque tu hijo pega, cálmate. Muchas veces lo que ocurre es que, ante la frustración de no poder expresar con palabras lo que sienten, optan por morder, pegar o empujar para llamar la atención sobre algo que no les está gustando. ¿Qué podemos hacer? Pues yo os cuento que con Noa no me sirvió explicarle que eso no está bien; era muy pequeña (2 años).

¿La solución? Creo que somos los padres y educadores los que tenemos que estar con mil ojos para que la intención no llegue finalmente a ser una agresión. Recuerdo estar detrás de ella constantemente mientras jugaba en el parque para evitar que mordiera o pegara a otros niños. Intentaba premiar y reforzar sus decisiones «pacificas» para resolver los conflictos que se iba encontrando en el juego con otros niños. Poco a poco, el «problema» fue pasando…

Tranqui, pasará…

Imagina qué hará un niño al que le han dicho que pegue cuando otro, sin querer, le empuja. En esta situación, es abusivo que un peque que ha hecho algo sin mala intención reciba un tortazo. Si ambos niños han sido educados con esas palabras, es casi seguro que haya una pelea entre ellos; cuando el conflicto se hubiera podido resolver diciendo: perdona, ha sido sin querer.

Creo que la razón más importante por la que defiendo esta idea es porque los adultos no resolvemos (o no deberíamos resolver) nuestros problemas pegándonos. Si fomentamos este comportamiento estaremos creando, casi sin darnos cuenta, una sociedad agresiva. No es exagerado, piénsalo, si promovemos este comportamiento acabará normalizándose. Es contradictorio que estemos luchando contra la violencia machista o el bullyng y a la vez le digamos a nuestros hijos pequeños que se defiendan pegando.

A pesar de este discursito tan Peace and Love que me he marcado, seguro que sigues pensando porqué tu hijo tiene que soportar que le peguen otros niños. Es verdad, es muy injusto. Pero no evitarás que le peguen diciéndole que pegue él también. Es más, habrá más probabilidades de que le casquen en clase…

Creo que es responsabilidad de todos los padres cambiar eso de Si te pegan, pega… por Si te pegan, díselo al profe/dile que eso no te gusta, que no está bien…

Me encantaría saber cómo lo ven otros padres… Anímate a contarlo aquí!

 

 

ESCUELA INFANTIL, LIFESTYLE, TIPS DE MAMI

3 errores que cometemos al elegir el cole de nuestros hijos

La experiencia me ha llevado a escribir estos tres errores a evitar a la hora de elegir el cole para tu hijos. Yo me volví completamente loca, lo reconozco. Aqui podéis leer cómo me sentía yo hace unos añitos. Es difícl, lo sé…

Error nº 1.

Pensar que es la decisión mas importante, vital, trascendental… que vas a tomar desde que eres madre/padre. Está claro, es una decisión importante, pero no irreversible. Si te equivocas, siempre puedes rectificar y solicitar un cambio de cole. Keep calm. Es bueno saber que lo más importante no es el edificio, ni el estado de las canchas de baloncesto; lo más importante es la persona que va a cuidar, enseñar y educar a tu hij@. El cole se puede caer a trozos, pero si el profe conecta con tu hijo, habrás acertado. Lo bueno es que contamos, en la mayoría de los casos, con unos profes estupendos!

Continue Reading

LIFESTYLE

La montaña de basura y yo

¿Os acordáis de la Montaña de Basura de los Fraggles Rock? Engullía todo… y siempre tenía un buen consejo «a modo de canción» para los Fraggles. Así creo que es a veces la maternidad con las mujeres. Me explico que suena bastante mal. Es un estado guay, te metes en esa burbuja tan acogedora que te protege, te mima y aleja del mundanal ruido… De repente, te apetece hacer a fuego lento un cocido durante toda la mañana, sentarte en el sofá y pasarte acurrucada y dando el pecho a tu bebé una larga tarde, leer cuentos infantiles, hacer manualidades… ¡Es un planazo!, pero creo que si te dejas llevar al 100% quizá ese estado empiece a devorar parte de tu YO (¿te acuerdas de quién eras antes de ser madre?) Así, un día, te miras al espejo y ni siquiera te reconoces con tu pinza en el pelo, mocos pegados en el hombro y bragas XXL. En realidad te darás un aire a la propia Montaña de Basura!!! Sí, lo sé , son topicazos (bueno, quizá haya mujeres que le parezca fatal lo que estoy contando), pero para mí son la pura verdad y creo que es bueno compartirlo. Después de un tiempo 100% maternal, pasa algo extraño, llega un día (creo que cada mujer tiene su momento personal) en que explota la burbuja y de repente te apetece reconciliarte contigo misma. Hace unas semanas, he retomado mis clases de yoga y estoy feliz, es importante para mí, y no ha pasado absolutamente nada. Cuando vuelvo está la casa igual de desordenada y Jose y los peques siguen jugando como si nada en el salón. ¡No somos tan imprescindibles, no lo tenemos que hacer todo nosotras! Me apetece recuperar mis otras partes de mi YO ( y no sentirme culpable), como pareja, como mujer (aún no he recuperado mi YO Coqueta y tengo bigote, las puntas abiertas, las gafas sin graduar, el armario tiritando… jajajaj)  Es curioso, si estás en la cuarentena en este momento toda esta parte no te importará ni lo más mínimo. Pero, ya verás, un día tu YO te llamará: toc, toc… Hola, no eres solo mamá, recuérdalo! Este verano tuve una conversación con una amiga angustiada porque se sentía culpable de irse de festival y dejar a la tribu sola dos días. ¿Creéis realmente que nuestros hijos nos echarán en cara cuando sean mayores cosas como estas? En nuestra mano está… Trabajar y demostrar a nuestros hij@s (aunque sobre todo a nuestras hijas para que siga la cadena) que su madre es mejor aún cuando se siente un poco más ella misma. ¿o no? Me gustaría mucho saber qué pensáis vosotras…

Captura de pantalla 2015-10-22 a las 12.50.22

PARTO

Parto vaginal después de cesárea

Parto vaginal después de cesárea

Han pasado ya casi dos meses desde que nació mi hija Noa… y, sin embargo, recuerdo como si fuera ayer la tarde que escribí mi anterior post; tenía una barriga descomunal y estaba muy emocionada. De un día para otro pasas de ser una embarazada que se imagina cómo serán las cosas con dos hijos a convertirte otra vez en madre al oler por primera vez a tu hija. Pasas de estar en el hospital y con tu familia ayudándote a llegar a casa y tener que pensar qué vas a hacer de cenar mientras tienes la teta fuera, esquivas los pañales del suelo y juegas a los superhéroes con tu otro hijo… Es un boom de emociones, actividad, trabajo y relax que viene y va durante las 24 horas del día ¡Es una auténtica locura!; pero lo cierto es que todo va fluyendo.

No os voy a aburrir contándoos paso a paso cómo fue mi parto. Sólo quiero que aquellas embarazadas que han llegado hasta aquí por el título de mi post sepan que sí se puede parir de forma vaginal después de una cesárea (el parto natural se lo dejo a las valientes, yo cuando sentí que los ojos se me ponían en blanco, grité: epiduraaaaaallll). Aunque encontréis ciertas actitudes médicas y no médicas en contra (tuve que firmar un papel para intentar el parto vaginal), si tú estás realmente convencida tienes mucho terreno ganado. Ver cómo salía mi hija de mi cuerpo es lo más emocionante que he vivido nunca.

Estar acompañada de mi pareja en aquel momento también me pareció irrepetible (sola en un quirófano y atada en cruz es el recuerdo que tengo de mi primer parto… Fue muy traumático para mí)

Parto vaginal después de cesárea

Esta vez sí puedo decir que he disfrutado 100% del milagro de la vida, sentí intensamente cada contracción porque sabía que cada una de ellas me acercaba a mi hija, algo que no hice en el nacimiento de Leo. Recuerdo sonreír de felicidad cuando la matrona me dijo: ¡nos vamos al paritorio!

Controlar la situación y sentir que eres fuerte, estar tranquila y concentrada en cada momento que estás viviendo (conecta contigo misma, date ánimos) dominar tú el dolor y no él a ti (grita sin sentir vergüenza si eso te hace aliviar el dolor) son los mejores consejos que puedo dar. Aquí os dejo algunas imágenes de cómo fue el día en que di a luz a mi pequeñina, era mi cumpleaños y fue un regalo precioso.

parto después de cesárea